22 de julio de 2024

La aventura comienza con las instrucciones de los guías locales, quienes proporcionan todos los equipos de seguridad necesarios, como cascos y chalecos salvavidas. Es fundamental prestar atención a estas indicaciones para asegurar una experiencia segura y divertida.

Equipos de Seguridad

  • Cascos: Protegen tu cabeza de posibles golpes contra rocas.
  • Chalecos salvavidas: Aseguran tu flotabilidad en los charcos profundos

Iniciamos el descenso a través de los montes, un camino que nos llevará al río. Durante el recorrido, pasaremos por senderos llenos de vegetación, lo que añade un toque de belleza natural a la aventura. Ten cuidado con la Planta Pringamosa, hay muchas en el trayecto.

El trayecto río arriba está lleno de hermosos charcos y pequeñas cascadas, pero también es pedregoso y resbaladizo, lo que requiere precaución y buen estado físico. Aquí es donde la verdadera aventura comienza.

Recomendaciones para el Trayecto

  • Calzado adecuado: Usa tenis en buen estado para evitar que las suelas se desprendan.
  • Precaución: Avanza con cuidado para evitar caídas y golpes.

Al llegar al primer charco, un refrescante chapuzón nos llena de energía para continuar el recorrido. El agua es cristalina y ofrece un alivio bienvenido tras la caminata.

Continuamos hasta llegar a un pequeño cañón, donde debemos cruzar el río subiendo hacia la cascada. Esta parte del trayecto es la más difícil, ya que implica luchar contra la corriente.

Los guías instalan cuerdas para facilitar la subida, pero aún así, es un desafío que muchos deciden abandonar. Sin embargo, para aquellos que persisten, la recompensa es enorme.

Finalmente, llegamos a la impresionante Cascada Arco Divino. Su nombre lo dice todo: es una vista divina, con una cortina de agua que cae majestuosamente y un charco perfecto para un chapuzón. Pasamos aproximadamente una hora aquí, disfrutando del entorno y tomando fotos memorables.

El regreso río abajo es mucho más rápido y divertido. Lo que antes era un recorrido desafiante se convierte en una serie de toboganes naturales. Sin embargo, es importante tener precaución, ya que algunos puntos forman remolinos que pueden ser peligrosos.

Después de salir del río, la excursión aún no ha terminado. Nos espera una subida final, que pondrá a prueba tu estado físico. Es un reto, pero la satisfacción de haber completado la excursión es indescriptible.

Al final del recorrido, nos espera un delicioso almuerzo criollo en el complejo cercano. Este es el momento perfecto para relajarse, compartir experiencias con otros excursionistas y disfrutar de la gastronomía local.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *